Hierve el Agua, un paraíso oculto

Hablar de Oaxaca siempre significará referirse a uno de los estados con mayor riqueza cultural y natural en todo México, pues además de los destinos que son conocidos habitualmente, y que en su mayoría se ubican en las regiones del Valle o las playas, el estado que se baña en la costa con el Océano Pacífico cuenta con un sinfín de lugares que parecen escondidos para que no se pierda su esplendor.

Uno de los ejemplos más claros, y que en los últimos años ha tomado fuerza gracias al impulso del ecoturismo es Hierve el Agua, locación que se ubica en el Valle de Mitla y que en sus principales atractivos turísticos cuenta con un par de cascadas petrificadas gracias al alto contenido de carbonato de calcio que contienen y que data de hace miles de años.

shutterstock_346322153

El atractivo natural no sólo ha llamado la atención de quienes gustan conocer hasta el último rincón del país, también recibe constantes visitas de geólogos, biólogos y antropólogos, éstos últimos gracias a que se considera una región donde probablemente se establecieron los antiguos zapotecos, uno de los pueblos indígenas de mayor influencia en las culturas precolombinas y que desarrollaron un importante sistema de riego del cual, hoy en día, se cuenta con vestigios que ayudan a comprender el modo de vida de los antiguos pobladores.

A pesar de su alto contenido mineral, en la cima de las cascadas mineralizadas hay yacimientos y manantiales de origen natural que oscilan entre los 23 y 20 grados centígrados para crear en los visitantes una experiencia única y “al borde del precipicio”.

Así que, si todavía no sabes a dónde ir en el verano y quieres conocer uno de los principales sitios arqueológicos y darte un baño en las alturas, Hierve el Agua es un sitio que no te decepcionará, pues además de sus atractivos naturales, cuenta con cabañas totalmente equipadas para que la estancia se convierta en un recuerdo incomparable.

shutterstock_393510160